Masajo Suzuki

noche de invierno:
despierta, escucho el mar
que nunca duerme…

Advertisements