Fujio Akimoto

un día de marzo:
sobre el suelo, a la venta,
falsas “giocondas”

Anuncis