Sanki Saito

un lirio enorme
en medio de la sala
climatizada

Advertisements