Ryokan

días de lluvia:
se siente melancólico
el monje Ryokan…

Anuncis