Boncho Nozawa

en una noche
se oxidó la navaja:
lluvias de mayo

Advertisements