Kyoroku Morikawa

hasta en la olla
de cocer las patatas,
¡la luna llena!

Advertisements