Matsuo Basho

Llega otro año.
Mi mesa y sus papeles:
como el pasado.

Anuncis